lunes, 25 de diciembre de 2017

Desapariciones "inquietantes " en Francia.

En Francia el tema de los desaparecidos se lo toman más en serio que aquí en España y hay un programa dedicado al tema, aquí lo hubo en tiempos y sentí mucho que desapareciera.
    ¿Porqué son desapariciones inquietantes? pues por que hay algo que resulta llamativo, aunque al programa va gente de todo tipo, cuando se trata de personas mayores que han perdido la memoria, resulta inquietante, por que no aparecen nunca ¿ cuantos Kms puede andar un señor de 70 u 80 años como son algunos casos,que van andando solos por la carretera y nadie los repara? por que si yo veo a una persona de cierta edad andando sola por la carretera llamo a la policía; se ha podido  perder en el monte, pero aparecería el cadáver, sino de todos si de algunos, no pueden vagar de forma indefinida, ¿entonces? y si hubiera una organización dedicada a "capturar" a estos infelices que no saben en muchos casos quienes son, para cogerle algún riñón u otro organo,,  puede haber otras aún más inquietantes.
     También hay casos de gente joven con algún problema mental, y misma historia, nunca aparecen, ¿donde fueron a parar? por que fijense lo que les digo, si son niños, gente guapa ( caso de Diana Quer) podemos pensar en otras hipótesis mas duras si cabe.
      En el programa se plantean que pueda haber sido captados por una secta, pero para que quieren a un enfermo mental o un señor de 70 con Alzheimer, no son productivos, que es lo que la secta busca, sacar dinero de alguna manera, por lo tanto no lo veo factible, de hecho el psicólogo del programa tampoco.
        En el programa hay algún caso que ha estado tres años desaparecido y luego apareció sin poder explicar donde estuvieron.
      Por eso son inquietantes, por que nada explica que una persona mayor o enferma no vuelva a aparecer ni viva ni muerta, los cadáveres atacados por lobos dejan rastro,las zapatillas de deporte no se la comen, ni el pelo,, en fin,, hay algún rastro.

Cardenal Osoro, algo se mueve en la Iglesia

Era necesario, y los cambios suceden cuando las situaciones se hacen insostenibles. Aún muchos recordaros a Rouco liderando una manifestación contra un gobierno elegido en las urnas, no recuerdo el año exacto pero sucedió con Zapatero en el poder, entre los manifestantes lo más rancio de la España cañí, Opus, focolares, Hazte oir, Kikos y alguno más que ahora mismo no recuerdo.
    Pero un viento de aire fresco recorre la Iglesia española, el Cardenal Osoro, orbíta en otra galaxia distinta, más próxima al pueblo, sea este católico o no.Dice Francisco y Osoro como representante suyo en España: la Iglesia ha venido a salvar y no a condenar, ya era hora..muchos de los que miraban para otro lado cuando de Iglesia se trataba, están cambiando de dirección, y por lo menos se molestan en oír las palabras que de Roma salen, porque durante años solo hemos visto condena tras condena y una Iglesia metida en asuntos mundanos.
    En Madrid hay reuniones con laicos, porque los testimonios de ellos interesan, ya no son el diablo.Osoro a diferencia de Rouco pisa la calle y no para manifestarse contra políticas que puede que le gusten más o le gusten menos, pero no es a la Iglesia a quien le toca legislar.
   Osoro, cantabro de origen aunque madrileño por adopción, tiene ese punto algo irónico de la gente del norte, asi cuando le preguntan por Hazte oir, dice: no los conozco, y no creo que haya nadie a mi alrededor de ese grupo a no ser que esté de tapadillo; pues que ande con cuidado que topos dentro de la Iglesia siempre ha habido.
    Cuando Osoro tomó la diócesis de Madrid, estaba mermada, con falta de vocaciones, el lujo campaba a sus anchas, hablar con Rouco era imposible, a no ser que fueras algún alto cargo del PP, ahora vive en su lujoso ático de 700.000 €, muy propio de un religioso..En aquellos años Madrid fue una cueva de Ali Baba, Legionarios de Cristo, OPus y afines, el dinero llegaba a espuertas y no precisamente para los más necesitados. 
    Hoy un viento de aire fresco recorre sus calles, sus iglesias y Rouco come con Carmena y la invita a cenar. 
    Podría terminar con un alabado sea Dios,pero no, no soy católica y sigo viendo a la Iglesia como laica.

Peñafiel y el periódico la Republica

El periodista Jaime Peñafiel ha tenido una evolución política curiosa, comenzó asistiendo a las cacerias con Franco, no le incomodaba el...