sábado, 15 de octubre de 2016

Héroes y Villanos.




Las dictaduras siempre necesitan héroes, alguien a quien aferrarse. Sucedió en la España de Franco, Jose Antonio fue el mártir que mataron los rojos. Aunque Franco ni fue falangista no tuvo simpatías por él. Fue Suñer quien los presentó y este se dio rápidamente cuenta que no había ninguna empatia entre ellos. De no haber muerto hubiera sido un engorro para el régimen, pues tenía muchos seguidores ¿ Donde hubiera encajado Primo de Rivera ?

En Cuba también tienen a su mártir José Martí. En este caso un libertador, a ambos lados de la orilla del estrecho de Florida es revindicado. En la Isla caribeña existen alguno más, Camilo Cienfuegos y el Ché, iconos trasnochados y vapuleados,¿ ambas muertes eran necesarias ? si el destino está escrito tal y como muchos pensamos,lo eran. Un Camilo muerto en circunstancias extrañas, un avión cuyos restos nunca llegaron a aparecer y un Ché también muerto después de una inoportuna llamada de Tel, que no sirvió para nada, porque el Comandante no quiso ponerse al teléfono, un Hubert Matos que estuvo 20 años en prisión, no sé como lo dejó salir, una Haydé Santamaría que cogió la pistola y se pegó un tiro, la muerte mas enigmática de todas cuanto han sucedido en la Isla. La historia de Cuba se ensaña con ciertos personajes, el General Ochoa otro fusilado, otros tuvieron más suerte, si es que le puede llamar suerte a estar 20 años en una prisión castrista,o fueron desfenestrados y vagan por la isla cual zombis.

En Venezuela el régimen de Chavez llegó a abrir la tumba de Bolivar para hacer algún tipo de ritual extraño, el resultado fue la muerte de Chavez de forma un tanto prematura. 


La historia es cruel con ciertos individuos y demasiado generosa con otros. 

Pero a las masas se las puede manipular fácilmente, el fanatismo va unido en muchas casos a la idiosincrasia propia del país, en unos lados mezclando a la religión y en otros sacando al héroe.

Las 50 sombras machistas.

Cuando Erika L Mitchell terminó su manuscrito, se encontró con el dilema que se encuentran muchos autores, que las editoriales por motivo...