viernes, 24 de junio de 2016

Cuando el arte se convierte en algo de masas

Stalin dijo que el arte tenía que ser de clase, proletario y comunista y en la URRS se hicieron disparates varios, siempre en función de la afección al régimen, ha sucedido igual en Cuba, escritores de tallas, poetas y artistas quedaron relegados por obra y gracia del Comandante, hay quien esto lo ve bien, porque la palabra de Fidel es palabra de Dios, yo que he seguido la trayectoria cubana de 2008 a 2103 he visto atrocidades , no soy una experta en arte pero hay cosas que cantan por si solas.

El arte nunca ha sido cosa de masas siento decirlo pero es así. Dentro del mundo capitalista nos encontramos con el mismo problema, el arte requiere de calidad y de cierta estética, eso no quita que haya cosas que nos gusten y las tengamos en un poster como el caso de la botellas de Coca-Cola o las sopas Campbell; en el mundo de Andy Warhol también había alguna que otra chapuza artística¿ pero quien se atrevía a cuestionarlo? En algunas galerías de Nueva York se decide quien vale y quien no.

Ni el poeta es un soldado para crear en serie ni el pintor puede pintar a gusto de un mandatario, este no es un oficio como el de peluquero dice Jaroslav Seifert escritor checo,él durante un tiempo fue comunista, pero es que dentro de un régimen hay que tener ojos para ver.

La fuente de inspiración puede ser un cuadro de época, un rostro, una mirada, cualquier cosa puede inspirar al creador y evidentemente no es para todo el mundo, dentro del mundo del arte y la escritura hay cierta subjetividad pero lo que es bueno prevalece en el tiempo, la obras maestras de la pintura rusa se hicieron en el XIX y ahí están  en el Hermitage, nadie puede ir a discutir que aquello no era para una clase, incluso en la época soviética hubo pintores de buena calidad aunque fueran afectos al régimen, pero esto que comento no tiene nada que ver con la paranoia de Stalin o el Comandante en jefe.



Este cuadro es de Chaim Soutine, el vanguardismo ruso tuvo figuras interesantes dentro del judaísmo, pero no fueron aceptados ni por el antiguo régimen ni por el soviético, este cuadro podría estar cerca de lo que algunos llaman el arte de masas pero dentro del arte de masas hay cosas de calidad.



El país donde todos saben hacer de todo.

Yo a veces soy muy crítica con mi país, quizás porque he viajado algo y he visto como funcionan las cosas por otros lugares.

Aquí ante la falta de oportunidades la gente se ha lanzado a lo primero que ha pillado, así en la paginas de algunas revistas se anuncian astrólogos y videntes por doquier, el 99% no tiene idea, y quizás podría decir que el 100%, esto no sucede en otros países, en algunos países del Este donde estas profesiones estaban prohibidas siempre hubo alguien que las cultivó, en R.Checa en la época comunista podía haber un par de astrólogos y algún vidente, lo sé por libros que he leído, pero allí si te decidías a que te hicieran  una carta astral tenías que estar dispuesto a oír quizás cosas que no te iban a gustar,no eran una lectura superficial basada en cuatro conocimientos, la confección de una carta astral requiere de pericia, ciertas dotes naturales y haber estudiado con alguien que conozca el oficio, hoy en Rep checa sigue habiendo algún que otro astrólogo, pero digo alguno que otro no cientos y cientos.

Otro país que lleva el mismo camino que España es Rumanía, la guía nos contaba y alucinabamos, allí todo es mucho peor porque para que te atiendan en un hospital tiene que dejar un buen sobre del que se beneficia toda una cadena, desde el medico hasta el administrativo, lo que oímos nos puso los pelos como escarpia.

Siguiendo con el país donde vivo, y el asunto de las profesiones, hay fontaneros que no pasaron por el aprendizaje necesario y se lanzaron a arreglar tuberías con poca fortuna, dentro del campo de las titulaciones he visto algún medico ejercer su profesión con desgana y con laxitud, pero el sistema se lo permite, no hay un autentico control.

No digo que esto sea exclusivo de España, pero en algunos países la gente se cuida bien de como ejerce su profesión.

Aquí la privatización de muchas empresas ha llevado al paro a cientos de personas, y los sindicatos cada día mas desprestigiados, ahora se habla de una fusión entre UGT -CCOO, si fuera para bien,, porque tampoco tiene mucho sentido dos sindicatos.

Hay una desvalorización del trabajo en términos generales, el otro día una persona que conozco y afiliado a IU me hablaba de que ya no se podía contar con el Partido ni con el sindicato del mismo, muchos están pagados por las empresas, reciben un sobre y fastidian al empleado, esto es cierto en un porcentaje alto; hay un camino que está siendo marcado por el gran capital y del que no se está librando casi nadie, hemos vuelto a épocas pasadas de triste recuerdo, la esperanza de los 80 y los logros que se consiguieron han quedado diluidos.

Recuerdo un día viendo a Arguiñano y lo que contó: Lo llamaron de una panadería industrial que había en Sevilla, se llamaba el horno de San Buenaventura, para que se enseñara a hacer cruasanes y otro tipo de bollería francesa a los empleados, estuvo  20 días dando un cursillo, y la calidad del producto se notó por un tiempo,luego se volvió a la mediocridad pero no sabíamos el motivo, Arguiñano lo explicó, seis meses más tarde aprovechando una visita a Sevilla decide pasarse por el horno, y no quedaba nadie de los que él había formado, preguntó y nadie le dio una respuesta convincente, ¿ es esto normal? Arguiñano dijo lo siguiente: En Francia se entra en un obrador con la formación ya establecida, pero luego el patrón te enseña sus trucos y posiblemente termines tus días trabajando con él, con una fidelidad entre patrón y empleado que aquí se desconoce. Tengo una amiga judía en Caracas y los empleados de sus empresas llevan 30 años con ellos, son invitados a bodas y otros festejos y tienen detalles con ellos, se han creado unos vínculos, aquí cada vez que vas a una tienda si tardas tres meses en aparecer hay un empleado nuevo y cada vez más  joven.

A veces tengo que oír cosas del tipo: En España se vive muy bien, la cantidad de extranjeros que vienen a quedarse.Esos extranjeros son jubilados que cobran pagas de jubilación de 1500/1800  € todos los meses, incluso más, y con una paga así si han trabajado los dos cosa que suele ser lo normal en España se vive más que bien.

Este es el país de los tópicos y donde la gente se conforma por lo general con poco, hoy levantar un negocio es tarea harto difícil,se abren negocios, pero cuando hay mil de lo mismo un porcentaje alto no llegan a los dos años, es la triste realidad y es lo que veo en San Juan.

En un país con 46 millones de habitantes el estado no se puede lavar las manos y dejarlo todo en manos privadas. Muchos se han hecho la pregunta: ¿ Es posible una España a la danesa? sino al 100% si en un 95 %, las clases pudientes no pueden campar a sus anchas sacando el dinero del país para no pagar impuestos, y aquí incluyo a una progresía de pacotilla con algún que otro actor supuestamente de izquierda, hay cierta irresponsabilidad en el ciudadano, no se puede pregonar una cosa y hacer otra.Hoy por hoy el mejor sistema es el social-demócrata, pero todos tenemos que apencar, ricos y menos ricos e iglesia también.

Cada día soy más pesimista en cuanto a todo.


Las 50 sombras machistas.

Cuando Erika L Mitchell terminó su manuscrito, se encontró con el dilema que se encuentran muchos autores, que las editoriales por motivo...